Next Euskadi

Con buen timón, buena dirección

15/12/2015 | María Eugenia Iparragirre

rss Ezagutzera eman
Con buen timón, buena dirección

DESCARGAR IMAGEN

Tras realizar la ciaboga del pasado fin de semana, afrontamos la txanpa final de la campaña electoral. Y lo hacemos con ilusión, no tanto por lograr la ikurriña como por saber que contamos con la mejor tripulación y por saber que llevamos el rumbo adecuado. Lo hemos hecho siempre así desde hace un siglo, ante tormentas y calmas chichas, contra viento y marea; un timón firme.

Hoy hemos abordado el tema de la costa, de la pesca, y para ello nos hemos desplazado hasta Orio. Hemos tratado múltiples aspectos de las grandes bondades de residir y trabajar en semejante marco, pero también, lógicamente, de los déficits que también conlleva.

Allí me ha venido al recuerdo la firme defensa de las rederas que hemos realizado en las Cortes Generales de Madrid. ¡Y todavía hay quien pregunta para qué vamos! Para defender a los nuestros y a las nuestras. Preguntas, interpelaciones, mociones y negociaciones llevadas a cabo por los representantes de EAJ-PNV han logrado, por fin, el reconocimiento legal de estas sufridas trabajadoras de la mar; unas trabajadoras que realizan una labor esencial en la actividad extractiva.

He podido seguir de cerca la labor del senador Cazalis en este campo; cómo logró en la correspondiente comisión la aprobación por asentimiento (firmada por todos los grupos excepto el mixto, presidido en aquel momento por Amaiur) de un texto para el proyecto de ley de protección social de los trabajadores del mar, que después se debatió y fue aprobado en el pleno (aquí los dos miembros de la izquierda abertzale presentes votaron en blanco).

El acuerdo recogía hasta cuatro enmiendas del Grupo Vasco, gracias a los acuerdos alcanzados con el Grupo mayoritario. Una labor ardua en esta legislatura, como se comprobó más tarde cuando el PP tumbó en el Congreso algunas de las mejoras introducidas en el Senado a instancias nuestras, desautorizando de paso tanto a sus compañeros como a la Cámara Alta. El rodillo del PP ha sido así.

Una vez conseguido que tanto las rederas, como las neskatillas y las empacadoras aparezcan en el articulado de la nueva ley de protección social de los trabajadores del mar, el siguiente paso sería conseguir la unificación de las bases de seguridad social de los tres colectivos de mujeres (a día de hoy, las rederas cotizan sobre una base más alta que las neskatillas y empacadoras). De la misma manera, habrá que poner en marcha los mecanismos legales que permitan el reconocimiento de un coeficiente reductor de la edad de jubilación de dichas trabajadoras, así como el reconocimiento como enfermedad profesional de muchas de las dolencias que afectan a este colectivo.

Hoy hemos estado en Orio, sí, porque nosotros somos de aquí, trabajamos aquí, y defendemos lo de aquí. No lo hacemos desde la lejanía, desde el desconocimiento, desde la desatención. Y en estas me ha venido también al recuerdo otro tema debatido en el Senado; el de la doble calificación que tiene el edificio de la antigua cofradía de Orio; parte del cual es considerado núcleo urbano y otra parte de dominio público marítimo-terrestre porque un lápiz trazó una raya que lo divide así. Es lo que tiene trabajar a tan pequeña escala, como el 1:10.000, sin acercarse al terreno. Es lo mismo que tiene que nos representen quienes están a 400 kilómetros de Euskadi. A día de hoy el edificio está abandonado y vallado, a lo mejor habrá a quien le gustaría que también Euskadi estuviera así.

¿Para qué vamos a Madrid? Precisamente para hacer llegar nuestras inquietudes, nuestros problemas, nuestras reivindicaciones… Las que no harán llegar quienes tienen su asiento y su cabeza en Madrid, quienes dicen que somos un cero a la izquierda en las cortes olvidando que ellos son un cero a la izquierda hasta en su propio partido, quienes 40 años después van a Madrid tratando de seguir nuestra estela porque su timonel no sabe qué rumbo seguir…

Como toda la vida han hecho nuestros arrantzales, vamos a las Cortes Generales a capturar lo que nos corresponde: a defenderlo y a traerlo a nuestros puertos; a nuestras casas; a Euskadi.

Next Euskadi